menu1

Movilizar, resistir, transformar

menu2

Clima y energía

Campañas

Energía comunitaria

Ir a Energía comunitaria

Energía comunitaria busca promover proyectos e iniciativas de energías renovables en manos de la gente. De esta forma se reducirían los gases de efecto invernadero y las pérdidas energéticas asociadas a la generación, distribución y transporte de la energía en el Estado. A su vez, la dependencia por la energía más contaminante disminuiría y se daría paso a un sistema de energía descentralizado.

Queremos contribuir a transformar con profundidad nuestro sistema energético sin poner en peligro los límites naturales de nuestro planeta ni la seguridad de suministro. Ya existen tecnologías limpias lo suficientemente maduras y accesibles al pequeño inversor para facilitar esta transformación y avanzar hacia las energías renovables. El problema es que las empresas tienen demasiado poder de decisión…, y los políticos no siempre toman las decisiones más correctas para el interés general.

Hoy en día, la generación de energía a partir de “fuentes convencionales” (el petróleo, el carbón o el gas) es una de las actividades humanas que más negativamente contribuyen al fenómeno del cambio climático.

Tanto para facilitar la transformación progresiva de nuestro sistema energético, como para abandonar la quema de combustibles fósiles en beneficio de las energías autóctonas, es necesario involucrar a la ciudadanía, empoderarla, y encontrar nuevos esquemas y modelos para fomentar la energía comunitaria.

A partir de la entrada en la crisis, en los últimos años se han desmantelado completamente los esquemas que permitieron poner a España en la vanguardia mundial de las renovables. Se han eliminado las primas a las energías limpias, se han concedido más subsidios a las sucias, se han olvidado las medidas para el ahorro energético… Y con la última reforma, se ha enviado prácticamente a la tumba al sector de las renovables en su totalidad. Las peores consecuencias de la mala planificación de la Administración y de las grandes empresas las están sufriendo ahora las pocas e incipientes cooperativas energéticas, las miles de familias y comunidades que en su día vieron una oportunidad en fomentar la energía solar y el posterior vertido de energía a la red.

No solamente pagamos una de las energías más caras de Europa y acarreamos el famoso déficit de tarifa, sino que los nuevos decretos convierten el autoconsumo en una opción complicada, y además penalizan a los consumidores responsables.

Ante esta situación, desde Amigos de la Tierra trabajamos para aumentar el número de proyectos comunitarios de generación de energía, para eliminar las ayudas a los combustibles fósiles a favor de las energías renovables y para aumentar los objetivos de ahorro y eficiencia energética, las instalaciones de energía fotovoltaica o eólica con una parte proporcional en manos de las ciudadanía.

energia_comunitaria_logo

 

El proyecto Energía Comunitaria/Community Power cuenta con el apoyo de:

logo_ue

En Amigos de la Tierra contamos con más de un millón de socios y socias en más de 70 países de los cinco continentes

En Amigos de la Tierra utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación. Si sigues navegando en nuestra web entendemos que aceptas su uso. Política de privacidad y cookies.